TECNOLOGÍA DE DETECCIÓN DE ULTRASONIDO PARA INSPECCIONES ELÉCTRICAS

Cada día más industrias implementan tareas de mantenimiento predictivo en sus maquinarias e instalaciones para que continúen operativas y evitar paradas inesperadas que provocan pérdidas de tiempo, dinero o accidentes laborales.

La técnica de ultrasonido se ha convertido en una de las principales herramientas de diagnóstico dentro del mantenimiento predictivo industrial. La efectividad de esta tecnología permite su aplicación en diversos tipos de industrias como en las de generación y distribución de energía, industria pesada y del acero, industria química y farmacéutica, sector del petróleo y gas, entre otras.

Las inspecciones de ultrasonidos permiten detectar las ondas sonoras de alta frecuencia que se producen en los equipos cuando algo anormal está sucediendo. Dichas ondas sonoras, son imperceptibles para el oído humano, pero son detectadas por equipos específicos diseñados para capturar ondas ultrasónicas y convertirlas en señales con frecuencias dentro del rango de audición humana.

Aplicaciones de Seguridad Industrial en Inspecciones Eléctricas

La detección de ultrasonidos es una técnica rápida y segura para detectar fallas eléctricas, tanto en alta como en baja tensión.

Las descargas parciales, el tracking, el arco eléctrico y el efecto corona producen ionización que perturba las moléculas de aire circundantes. A través de un dispositivo de ultrasonido es posible detectar los sonidos de alta frecuencia producidos por estas emisiones y son traducidas al rango audible. A través de la inspección por ultrasonido es posible detectar diversos fenómenos como el arco eléctrico, tracking, efecto corona y descargas parciales

Con los dispositivos de ultrasonido se pueden inspeccionar  interruptores, transformadores, cortadores de circuito, barras, relés, aisladores, entre otros equipos eléctricos sin realizar paradas. A través de la utilización de un sensor parabólico se pueden realizar inspecciones de largo alcance hasta 35 mts en torres de transmisión u otros equipos a los que por seguridad no pueda acercarse.

A través de un software de diagnóstico, se pueden realizar un análisis más profundo de las grabaciones identificando patrones de sonido y serie de tiempo.

Utilización conjunta del ultrasonido y la termografía

La detección de ultrasonido puede utilizarse también de manera complementaria con otras técnicas de mantenimiento predictivo como la termografía. Cuando ambas técnicas se utilizan juntas, existen mayores posibilidades de detectar anomalías que podrían pasarse por alto si se utiliza una sola tecnología.

Las inspecciones infrarrojas se utilizan con frecuencia para identificar niveles inusuales de calentamiento en los aislantes, no visibles a simple vista, a veces provocados por descargas parciales. Sin embargo, no todos los defectos de aislamiento crearán también un aumento de temperatura, aunque todos estos defectos tienen una cosa en común: todos producen ruido en el espectro de ultrasonidos. Es por ello que una aplicación conjunta de ambas técnicas, podrá detectar con seguridad y precisión los defectos y fallas en circuitos eléctricos.

Fuente: Revista Megavatios